¿Un mundo distraído?

La tercera parte de la población mundial ya es ‘internauta’. La revolución digital crece a todo prisa. Uno de sus grandes pensadores, Nicholas Carr, da claves de su existencia en el libro ‘Superficiales. ¿Qué está haciendo Internet con nuestras mentes?’ Aquí presentamos unos extractos de una entrevista concedida a El País.

(…) una llamada de atención respecto a lo que está en juego: el pensamiento lineal, profundo, que incita al pensamiento creativo y que no necesariamente tiene un fin utilitario. La multitarea, instigada por el uso de Internet, nos aleja de formas de pensamiento que requieren reflexión y contemplación, nos convierte en seres más eficientes procesando información pero menos capaces para profundizar en esa información y al hacerlo no solo nos deshumanizan un poco sino que nos uniformizan”

(…) Internet nos incita a buscar lo breve y lo rápido y nos aleja de la posibilidad de concentrarnos en una sola cosa. Lo que yo defiendo en mi libro es que las diferentes formas de tecnología incentivan diferentes formas de pensamiento y por diferentes razones Internet alienta la multitarea y fomenta muy poco la concentración. Cuando abres un libro te aíslas de todo porque no hay nada más que sus páginas. Cuando enciendes el ordenador te llegan mensajes por todas partes, es una máquina de interrupciones constantes.

(…)

La esencia de la libertad es poder escoger a qué quieres dedicarle tu atención. La tecnología está determinando esas elecciones y por lo tanto está erosionando la capacidad de controlar nuestros pensamientos y de pensar de forma autónoma. Google es una base de datos inmensa en la que voluntariamente introducimos información sobre nosotros y a cambio recibimos información cada vez más personalizada y adaptada a nuestros gustos y necesidades. Eso tiene ventajas para el consumidor. Pero todos los pasos que damos online se convierten en información para empresas y Gobiernos. Y la gran pregunta a la que tendremos que contestar en la próxima década es qué valor le damos a la privacidad y cuánta estamos dispuestos a ceder a cambio de comodidad y beneficios comerciales. Mi sensación es que a la gente le importa poco su privacidad, al menos esa parece ser la tendencia, y si continúa siendo así la gente asumirá y aceptará que siempre están siendo observados y dejándose empujar más y más aún hacia la sociedad de consumo en detrimento de beneficios menos mensurables que van unidos a la privacidad.

Leer entrevista completa

Acerca de José Carbonell

Abogado y Politólogo. Master en Políticas Públicas, The Johns Hopkins University-UPF. Candidato a Doctor en Ciencias Políticas y Sociales (Universitat Pompeu Fabra). Candidato a Doctor en Economía Pública (UNED). Profesor de la Facultad de Derecho UNAM. Consultor.
Esta entrada fue publicada en Educación, Tendencias. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a ¿Un mundo distraído?

  1. Ayer al vistar una libreria había titulos que se entrelazaban y enzalzaban esta situación El internet es una herramienta, hace falta la reflexión, también el dar más elementos para enseñar a una persona a formar su propio criterio, es el problema que encontramos en la Educación actual y efectivamente explica un poco la falta de calidad en al misma.
    =) En ocasiones también puede ser muy enriquecedora una opinión

  2. Mariana veciño dijo:

    “La multitarea, instigada por el uso de Internet, nos aleja de formas de pensamiento que requieren reflexión y contemplación”, otra vez lo mismo… el error es no comunicar que internet es una “herramienta”, la reflexión, contemplación es algo que se debe enseñar a hacer, es algo básico, el enseñarle a una persona a formar su propio criterio, es el problema que encontramos en la Educación actual al decir que falta calidad educativa…
    “alienta la multitarea y fomenta muy poco la concentración”, en este caso creo que para mí personalmente, por ejemplo twitter es un esfuerzo para concentrarse, practicar sintaxis y rapidez mental.
    “Cuando enciendes el ordenador te llegan mensajes por todas partes, es una máquina de interrupciones constantes.” eso forma parte de la organización de cada persona respecto a sus mensajes, etc…
    “La esencia de la libertad es poder escoger a qué quieres dedicarle tu atención.” justamente gracias a internet puedo escoger fuentes de información a las cuales antes no tenía acceso e incorporarlos a mis fuentes normales anteriores.
    “está erosionando la capacidad de controlar nuestros pensamientos y de pensar de forma autónoma.” volvemos a lo mismo, enseñar a pensar es una cosa, utilizar una herramienta es otro, confundir ambos es un problema…
    “base de datos inmensa en la que voluntariamente introducimos información sobre nosotros y a cambio recibimos información” 1) engaño: en general cuando uno accede por ej a facebook desconoce el alcance… 2) voluntariamente “otros” también colocan información sobre uno y dado que todo gira en torno a que “la mayoría” quiere estar el Gran Hermano Global, todos nos estamos convirtiendo en eso… ésto tal vez traiga cambios serios en la legislación (pensado positivamente, pensando contrariamente no tengo ganas de pensarlo porque es grave, pensar en seguridad por ejemplo…)
    Y de paso ¿qué es lo que pensás vos José al respecto? siempre subís notas pero nunca veo tu propia opinión. Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s